lunes, 27 de diciembre de 2010

¡¡QUÍTAME ESOS LECHERAZOS DEL CULO, SUBNORMAL DE MIERDA!!

Marisa nunca sale por ahí a su bola a pesar de que a mí me deja hacer de todo, entre otras cosas porque no es que yo haga de todo sino que a mí me pasa de todo. Las cosas me pasan, no las hago. Pero ella flota como una hada buena y las cosas les ocurren a los demás y ella es una espectadora agradecida y risueña. Así que me sentí muy importante cuando me dijo, avergonzada, que tenía una cena de ex-alumnos y que iba a llegar tarde. Marisa iba a hacer algo. Yo me puse a ver clips porno de redtube y de otras webs que no quiero nombrar porque me da vergüenza. Fumé 10 o 12 cigarrillos a pesar de que hace diez años que no fumo y me bebí las 6 cervezas caducadas que tenemos para los invitados que nunca vienen(¡¡nunca tenemos invitados!!). La casa está bien a pesar de los cuadros de payasos y está relativamente limpia; la nevera huele bien y la comida no se mueve por sí sola así que no hay ninguna razón para que no tengamos invitados, pero sospecho que antes de vivir yo en esa casa sí los había y en el momento en que hice acto de presencia las cervezas de la nevera y la vida social de Marisa se congelaron en el tiempo. Pero yo no estaba preparado para que la primera fiesta de Marisa sin mí, después de tres años de convivencia, se alargara hasta las 7 de la mañana. Yo dormía con la puerta del dormitorio abierta para oírla llegar porque me apetecía verla borracha y maloliente (no sé si sabéis que Marisa es un ángel del cielo que no bebe ni hace cosas sin mí)
No vino ella sola sino que fueron tres figuras silenciosas caminando de puntillas las que se deslizaron proyectando sus sombras sobre mi cama al pasar frente a la habitación. Estuvieron un rato riéndose y bebiendo en la cocina y me dio por pensar que se estaban riendo del bueno de Mariano y que Marisa les contaba cosas ridículas del payaso que creía dormido en la habitación. Me puse como un burro pensando que a lo mejor estaban tan borrachas y desinhibidas que querían violarme o ponerme sus coños sudorosos de noctámbulas sobre la cara. Pero la vida no es un cuento de hadas, amigos, y en la soledad de la habitación, pasadas 2 horas y escuchando esas risas de alterne como cantos de sirenas venidas a menos, me sentí más calvo que nunca.
Luego escuché pequeños portacitos y roces de ropa de cama y supe que se quedaban a dormir(¡¡visitas!!). Cuando entró en la habitación, Marisa olía como un pirata de taberna y decía cosas terribles que jamás había escuchado de su boca:
- ¡¡Menudo pedazo de mierda estás hecho!!¡¡hueles a vieja enferma!!
- Eso que me has dicho no lo olvidaré nunca, Marisa-, le respondí, con los ojos anegados. Pero Marisa se quedó dormida casi al instante de caer como un saco a mi lado. Luego roncaba.
"Así que una vieja enferma ¿eh?"pensé para mis adentros. Marisa olía a tabaco y alcohol y se me puso la polla como un mástil en cuestión de segundos. Encendí la luz. Tenía rastros de vómito en la comisura de sus labios. Siempre me pusieron caliente las mujeres borrachas y sin asear.
Me restregué contra su culo con esa agradable sensación de estar follándome a una muerta(ya sabéis a qué me refiero). Me corrí en sus nalgas después de media hora sacudiéndome contra ese cuerpo inerte. "Esta es la Marisa que yo quiero", pensé.
- ¡¡Quitame esos lecherazos del culo, subnormal de mierda!!-, Gritó de repente mi Marisa.
¡¡ESTABA VIVA Y DESPIERTA!! ¡¡QUÉ HIJA DE PUTA!!¡¡Y QUÉ LENGUAJE SOEZ!!
Al día siguiente permanecí haciéndome el dormido hasta que se fueron sus amigas a las que nunca conocí y después, al hacerme el encontradizo con Marisa en la cocina, me dijo, con su sonrisa de hada buena:
-¿Qué tal dormiste esta noche?
- Mal- , dije , mirando al suelo y colorado como un centollo.
-A ti siempre te tiene que pasar de todo.
Y se reía con su risa cristalina de ángel del cielo.
En la imagen, una historieta con mujeres borrachas y un tonto del culo.

jueves, 23 de diciembre de 2010

SEXO SUBNORMAL, CONDONES Y SANEX



Los padres de Marisa son muy simpáticos dentro de sus posibilidades que son bastantes escasas así que me he tenido que esforzar a lo largo de los años por ganarme su respeto pese a su heroica resistencia. Se enteraron de mi existencia de una manera casual e imprecisa que no daba muchos datos sobre mis cualidades y defectos ni sobre mis ingresos económicos, apariencia física y catadura moral. La primera noche que monté a mi Marisa ella pareció más compadecida que satisfecha y esa vez optó por no reírse. A mí me gusta poner cara de subnormal mientras me acerco desnudo a la cama. Dejo la lengua un poco afuera y la mirada estúpida, con esa falta de fijeza que caracteriza a las personas con minusvalías mentales serias. He de reconocer que ese sistema nunca ha dado resultado con las mujeres con las que he tenido el primer encuentro. Suelen escapar dando ágiles saltos de gacela desde la cama y cayendo grácilmente sobre sus zapatillas, luego a lo mejor se encierran un rato en el baño o dicen sufrir un repentino dolor de cabeza o sacan una botella de vino y se beben la mitad de dos tragos o me dicen que tienen que hacer algo en el ordenador y que las espere en la cama que enseguida vuelven. Pero nunca vuelven, esperan a que me quede dormido y se quedan en el sofá toda la noche o se van por ahí para olvidar que estoy en su casa, sentadas en la barra de algún bar. Lo que hizo excepcional mi primera noche con Marisa fue que ella no solo no huyera sino que además dejara que hiciera mi número del subnormal babeando sobre sus tetas y emitiendo sonidos guturales infrahumanos. Mi Marisa es un ángel. Ya me lo había demostrado antes y esa noche lo corroboró una vez más. Pero vamos al meollo. Ella se fue a su trabajo de educadora de niños con problemas y me dejó allí durmiendo. Cuando me levanté decidí hacerle una pequeña bromita y llené 24 condones de sanex y los esparcí por la habitación. Luego me pareció bien comprar otras 3 cajas de condones y desperdigar 72 condones más por el pasillo con sus pegotes de sanex dentro. Quería que ella supiera que soy un tipo muy divertido y que conmigo jamás se iba a aburrir. Luego me fui a mi casa y estuve fumando y bebiendo vino de cartón toda la mañana y parte de la tarde, riéndome como un imbécil al imaginar la cara de mi Marisa cuando entrara en su casa por la noche. Me di cuenta a eso de las 8 de la tarde de que había un mensajito de Marisa en el móvil:
"Sal de casa antes de las 2 de la tarde que va a ir mi padre con el fontanero y todavía no les he hablado de ti. déjalo todo recogido y quita tus calzoncillos del bidé. Un beso"
En la imagen, una historia de sexo subnormal de 7 páginas

martes, 21 de diciembre de 2010

PARA PAPA NOEL SÍ, PARA REYES PUEDE QUE NO QUEDEN



Estas navidades podéis hacer regalos bonitos, inútiles y baratos, como es mi 2º libro de los sapos ciegos, que es el 1 porque el anterior era el 0. Tiene cosas muy asquerosas como Dangerous cagando, por ejemplo, pero también tiene chistes muy tiernos para leer en familia mientras los niños juegan a esas mierdas que juegan los niños o duermen la borrachera porque les habéis dado medio litro de champán para que dejen de tocar los cojones. No os recomiendo que se los deis a leer a ellos pero tampoco creo que su lectura a temprana edad sea más perniciosa que las putos enanitos de blancanieves o que el tarado de pocoyo y sus amigos subnormales.
Si lo compráis en los putos de venta :
-Librería Paradiso: C/ Merced 28. Gijón

-Bar Cucurrabucu: C/ San Bernardo 8.Gijón.

-Toma 3: Cine yCómic. San Agustín 12. Gijón

-Peluquería Javi Guerrero, C/ Azorín 12 Montevil, Gijón. Cuando queráis en horario de peluquería de caballeros.

Si lo compráis por correo a javiguerrero@javiguerrero.es os lleváis también un dibujo como el de la foto, pero sin enmarcar. ¿verdad que queda bonito enmarcado y que soy imbécil por regalar originales que tienen un valor incalculable para frikis y coleccionistas de arte con minúsculas.?DAROS PRISA QUE ESTÁN VOLANDO.
PARA NAVIDAD TODAVÍA QUEDAN ALGUNOS, PARA REYES BASTANTE IMPROBABLE

COMO LOS SAPOS CIEGOS 47

En este número he metido una cosa rara con adolescentes y perros muertos, que no acaba aquí. Por lo demás, hay algo de conductismo y crueldad innecesaria. Y caca culo pedo pis y un chiste intelectual.

lunes, 20 de diciembre de 2010

¡¡TRANQUILO TARZÁN!!

¡¡TRANQUILO TARZÁN, TE PRACTICARÉ UN MASAJE CARDIORESPIRATORIO Y VOLVERÁS A SER EL PERRO ALEGRE Y JUGUETÓN DE ANTAÑO!!

domingo, 19 de diciembre de 2010

sábado, 18 de diciembre de 2010

AQUELLOS MARAVILLOSOS AÑOS

Fernando era un niño bastante corto de luces que se dejaba llevar. Cuando teníamos 12 años, estábamos en el patio del colegio y me preguntó que si jugábamos a algo.
- Podemos jugar a que éramos unos náufragos del tiempo y aparecíamos en el año, por ejemplo, 2010, y la tierra estaba dominada por mujeres muy guapas y casi no había hombres y nos capturaban para reproducirse y para que les diéramos placer y nos ataban con cadenas y se ponían a hacernos pajas y metían la leche en unos botes, pero entonces...
Ahí ya me paré porque Fernando, que era muy, pero que muy corto, ya se había sacado la polla y se la estaba cascando en dirección a unas niñas de cursos superiores que ya tenían tetitas.

jueves, 16 de diciembre de 2010

MOLA MAZO


Esto no es un chiste así que puedo hacer como si fuera una obra de arte y explicarlo. La expresión adolescente "mola mazo" me da tanto asco como el "guay del paragüay" que a mí me tocó en suerte. Solo quería desvirtuarla un poco ilustrándola con un jovencito de ojos vacios y boca abierta que no parece disfrutar mucho del otoño pero aún así usa la expresión que da a entender todo lo contrario. Es pretencioso pero hoy no tengo otra cosa porque hace frío y el radiador no funciona.

martes, 14 de diciembre de 2010

AGUACATE MANOSEADO, CUADROS DE PAYASOS Y VINO PERRONERO

- No traigas vino que ya he comprado yo uno bueno-, me dijo Marisa la primera vez que me invitó a casa. No quiso que comprara nada. Me lo prohibió explícitamente por lo que supuse que en aquella primera cena iba a haber un gran despliegue de medios y me puse la americana azul que llevé a la boda de mi hermano, 15 o 20 años atrás. Me puse los zapatos blancos que usó mi hermano en su servicio militar en la Armada y un pantalón marrón que nunca había estrenado porque lo reservaba para una ocasión especial. Bueno, en realidad era más mostaza que marrón; no soy muy bueno para los colores. Quise darle a mi calva un aire gracioso y empujé los pelos fronterizos hacia el interior de manera que la cubrieran levemente de manera casual(¿me explico o necesitáis un dibujo?). También me puse mi camiseta gamberra, con una imagen inusual del ratón Mickey luciendo un sombrero de gangster y un puro en la boca. Y los calzoncillos nuevos, pese a que no esperaba tener que enseñarlos en la primera cita. Son unos boxer negros con dos rayas blancas que nunca me he puesto porque me siento más cómodo con los míos de siempre, unos slips negros que son como una segunda piel para mí.
No sé si os pasa a vosotros, pero a mí me parece que las casas de la gente huelen a hostias la primera vez que entras. Si la casa es vieja parece que los olores de todas las personas que vivieron allí se han quedado flotando en el aire. En casa de Marisa había un agradable olor a lejía y amoniaco que me hizo pensar en un repaso reciente a causa de mi inminente visita. Luego vino un olorcillo a fritanga que me hizo temer lo peor. Efectivamente, unos chipirones flotaban en un aceite negruzco que bullía ruidosamente. En un plato había pequeños rollitos de jamón y queso de lonchas pinchados con un palo. ¿Hay algo más grotesco que manosear los embutidos y enrollarlos sobre sí mismos?. La ensalada era pretenciosa. Marisa había querido hacerse la fina colocando rodajas decorativas de tomate en los puntos cardinales del plato y una rosa hecha con la monda de un limón en el centro. También le había puesto rodajas de aguacate pero se veía que no sabía pelarlos porque estaban todas llenas de huellas dactilares. El aguacate hay que abrirlo por la mitad con el cuchillo, extraer el hueso y luego pelar cada mitad tirando de la piel-cáscara como si fuera un huevo y casi sin tocar la carne, de manera que esta no quede marcada por los dedos. Luego conviene cortar las rodajas evitando también el contacto con la fruta. Pero el aguacate de esta ensalada parecía haber sido usado para mostrar a un aula de parvularios la textura y maleabilidad del mismo. Mientras Marisa abría una lata de aceitunas tuve oportunidad de observarla detenidamente. Yo vestía mis mejores galas y ella sin embargo me había recibido con un pijama lleno de pelotillas y unas chanclas de baño que dejaban a la vista unas uñas con formas irregulares que me turbaban. Sí, por supuesto que yo ya sabía que Marisa tenía pies, dedos y uñas, pero tanta intimidad en la primera cita privada me saturaba. No os quiero aburrir con la descripción de la casa, decorada con cuadros de payasos y jarrones con flores y figurillas de bazar barato. Estuve a punto de salir corriendo. Luego nos sentamos a cenar y ella sacó el vino. Era un Valdepeñas del año: Señorío de los LLanos. Una puta mierda, lo supe antes de acercar la nariz al vaso; de hecho, ni siquiera quise acercar la nariz al vaso.
Durante la cena estuve muy tenso, mis ojos se iban a sus pies, a su boca que masticaba aguacate manoseado, al cuadro de payasos encima de la nevera (¡¡payasos encima de la nevera!!). Había destrozado el corcho al abrir el vino.
Al terminar nos sentamos en el sofá delante de la tele. ¿Sabéis lo que hizo? Se estiró y puso sus pies llenos de dedos sobre mis rodillas. La miré de reojo, intentando adivinar por la expresión de su cara si se trataba de una broma de mal gusto, si todo era una broma de mal gusto. No me miró y mientras abría una tableta de chocolate dijo despreocupadamente:
- Me acabas de mirar como si fuera una palurda que no se cuida los pies y compra vino barato.
Me puse colorado, a pesar de mi avanzada edad y se hizo un silencio muy raro. Luego ella me metió un pie por dentro de mis pantalones, para mi asombro, y exclamó:
-¡¡Vaya, ropa interior nueva, qué detalle!!
Se reía.
La historieta es de 7 páginas y práctiamente no tiene nada que ver con esta historia. En fin.

sábado, 11 de diciembre de 2010

BARFLY


Barfly1: Pero,vamos a ver, ¿me estás diciendo que tú le meterías la lengua en el culo a una tía que estuviera muy buena y a otra que fuera fea no?
Barfly2: Pues claro joder, ¿Tú le chuparías el coño a una chica con síndrome de down?
Barfly1: Hostias no, con esa cara...
Barfly2
: Ni le meterías la lengua en el culo a la duquesa del Alba
Barfly1: Jo...no, pero me las follaría a las dos sin pensarlo. A la Down y a la del Alba
Barfly2:...
Barfly2:...
Barfly1:¿Qué?
Barfly2: ¿Y a Agelina Jolie, si le faltasen los brazos y las piernas, qué le harías?
Barfly1: Pues la tendría en la espalda como una mochilita, con unos arneses, y a esa si que le comía el agujero del culo diez centímetros adentro
Barfly2: Pero estaría todo el tiempo insultándote en inglés
Barfly1: Yo soy de Francés, así que ya puede cagarse en mi puta madre que ni me voy a sonrojar.
Barman: Como sigan ustedes diciendo esas porquerías me veré obligado a sugerirles que abandonen el local
Barfly1:...
Barfly2:...
Barman: ¿Es que no tienen otro tema de conversación? Miren qué temporal se está levantando, vamos a tener nieve a 100 metros
Barfly1:...
Barfly2:...
Barfly1:¿ Y tú le comerías el ojete del culo a la hija de la duquesa del Alba con este frio y este temporal?
Barfly2: tanto si llueve como si nieva a 100 metros sobre el nivel del mar

viernes, 10 de diciembre de 2010

LAS VACACIONES Y EL SWING




video


- ¡¡JODER, ME CAGO EN LA HOSTIA, ESTE ES EL SWING MÁS ALEGRE DEL MUNDO!!
El cliente no decía nada porque era un niño de 7 años y le importaba una mierda el Swing. La madre había ido a comprar el pan y me había dejado solo cortándole el pelo al crío. Al niño le daba la risa que pusiera la música tan alta y canturreara e hiciera chocar las tijeras en el aire al ritmo de la misma.
- ¡¡ME CAGO EN LA PUTA, ESCUCHA ESE PIANO , JODER, NIÑO , ESCÚCHALO BIEN!!-, decía yo, haciendo con los dedos de la mano derecha como si tocara un piano imaginario. Solté las tijeras y el peine y me puse a tamborilear sobre el mueble con energía, al ritmo del solo de batería que sonaba ahora. Entonces, repentinamente y sin ninguna explicación, al niño le cambió el humor y se puso a llorar. No digo a llorar con la boca abierta y chillando, sino con pucheritos, los ojos empañándose lentamente y las lágrimas recorriendo despacito las mejillas. Pensé que a lo mejor las vacaciones me habían sentado demasiado bien y mi alegría desmesurada era difícil de encajar para un niño que, a pesar de su corta edad, sabía que aquello no era el circo y se estaba asustando con mi sobreactuación de payaso sin nariz. En fin, como hay pocas cosas que me parezcan tan inquietantes como un niño llorando, decidí dejarlo solo y me metí en el servicio a hojear el fotogramas para darle tiempo a meditar sobre lo absurdo de su actitud. Entre tanto llegó la madre, el niño le cuchicheó algo y yo salí y terminé el corte de pelo acompañado al piano por Chopin y después por Emma Kirkby cantando una hermosa canción de Purcell(O,Let Me Weep). No advertí nada raro en la mirada de la madre y el niño parecía no guardarme rencor por ponerle los huevos de corbata con mi puesta en escena. Me dijo: "Adios, señor peluquero". ¡Qué rico!. No le di una piruleta por llorón.
Luego vino un niño gitano con su madre. El niño tenía unas pestañas enormes y unas orejas diminutas que parecían botones.
-¡¡JODER , ESTE NIÑO TIENE LAS PESTAÑAS ENORMES Y SIN EMBARGO CASI NO TIENE OREJAS!!-, le chillé a la madre, y luego solté una carcajada demente volcando la cabeza hacia atrás. Cuando estoy contento suelo hablarle a la gente como si todos estuvieran sordos. Nadie dijo nada.
Sonaba Purcell y yo arqueaba las cejas hacia arriba y canturreaba con expresión misericordiosa.
Vino un viejo con el mechón largo cubriendo la calva y se lo quité haciéndome el despistado mientras sonaba una canción llamada Lumberjack de un grupo de rock llamado Jackyl en el que hacen un solo con una motosierra. Se lo quité al ras del cuero cabelludo y dije"¡UY!". Se le puso una cara graciosísima al viejo y le señalé los altavoces y dije:
-¡EH, MIRE ESO, ES COMO UN SOLO DE GUITARRA PERO CON UNA MOTOSIERRA!!.
El pobre hombre seguía estupefacto porque probablemente no sabía que estaba calvo y acababa de descubrirlo ahora, al quitarle yo la tapa de un tijeretazo.
-¡¡AHORA TENEMOS QUE CORTARLO TODO AL UNO AMIGUITO!!¡¡ESTÁ USTED DE SUERTE!!
Le regalé una gorra amarilla de piensos que tenía en el privado y no le quise cobrar. Le obligué también a aceptar una de las piruletas que tenía para los niños, porque, al fin y al cabo, el sí que tenía razones para llorar. Se fue sin despedirse.
Cuando salí del trabajo me lo encontré en la parada del autobús con la gorra de piensos y la piruleta en la boca . Estaba muy simpático.
En la cola del Super se pusieron unas 6 personas detrás de mí. Una llevaba un queso, otra una botella de agua, otra una de vino, otra un pollo, otra un paquete de cervezas y la última una barra de chocolate. Las dejé pasar a las 6 delante.
-¡¡PASEN POR FAVOR, LA VIDA SON DOS DÍAS Y HAY QUE VIVIRLOS SIN PRISA!!
Dieron las gracias en un susurro. Eran tímidos.
- ¡¡ ME ENCANTA LA MÚSICA QUE PONEN EN ESTE SUPERMERCADO Y ESOS HERMOSOS UNIFORMES QUE VISTEN LAS CHICAS!!
La cajera tenía media sonrisa en la cara cuando pasó mi paquetito de gominolas por el lector.
-¡¡ME ENCANTAN LAS GOMINOLAS DE ESTE SUPERMERCADO!!
Seguro que se preguntaba porque había dejado pasar a todo el mundo llevando solo un paquete de gominolas. Era joven e inexperta y no sabía nada de la vida y las nuevas técnicas de acercamiento a la felicidad mediante la ralentización de la cotidianidad hasta casi provocar la congelación del tiempo y el espacio.
Ya en casa, me asomé a la ventana y al sentir las gotas gordas y frías de lluvia en la cara me dio una risa como la que podéis escuchar en la grabación y sentí repentinamente la presencia de dos cabezas en la ventana del piso de al lado, que hasta hacía poco estaba vacío. ¿Sabéis quienes eran? :
¡¡JODER, ERAN EL NIÑO DEL SWING Y SU MADRE, QUE ME MIRABAN HACÍENDO VER QUE NO ME MIRABAN!!.
¿Verdad que todo es superdivertido?
¡¡PERO QUÉ BIEN SIENTAN UNAS PEQUEÑAS VACACIONES, COJONES!!
En la imagen, una historieta antónima a este pequeño relato.

miércoles, 8 de diciembre de 2010

¿CÓMO LO VE?

Esto que sale en el chiste es un hecho real como la vida misma. Tengo un cliente que lleva con tan poca elegancia los transtornos de la vejez que siente la necesidad constante de que los demás también se sientan trastornados y pierdan la alegría de vivir. No es un ningún secreto que los viejos gustan de torturar a sus peluqueros con sus enfermedades y tienen miles de muertes en la familia para relatarte a un ritmo de 3 por corte de pelo. Este señor del que os hablo es un experto en ir dosificando la información hasta llegar al climax y me daba siempre la impresión de que ya había ido mascullando lo que me iba a contar desde el desayuno o quizás desde una semana antes; desde el momento en que decidió que ya tenía el pelo demasiado largo. Nunca repetía muertos y enfermedades de un corte para otro y parecía llevar 200 o 300 años arrastrandose por el mundo sufriendo males inenarrables y viendo morir a sus familiares y amigos de enfermedades crueles que me relataba con asombroso despliegue de detalles (ya sabéis, el pus, las boqueras, la cicatriz de la operación, la sangre en los oidos, los ojos desorbitados, el progresivo encongimiento mental y físico del enfermo y su muerte, solo como un perro o quizás con los suyos). Sus situaciones cotidianas también servían para ver, a traves de sus ojos, el mundo mezquino en que vivíamos, que torturaba a sus ancianos con trámites burocráticos, papeleos, cobro de recibos inesperados, médicos impertinentes, listas de esperas para revisiones médicas y pastillas de colores que no servían para nada. En fin. Todo era una puta mierda.
Un día decidí que esa vez no le iba a dar pie a soltar su lastre de mierda sobre su peluquero y realicé el corte en silencio sepulcral y ceñudo. Cuando estaba terminado ocurrió lo que veis en el chiste, más o menos. Al preguntarle "¿cómo lo ve?" se agarró a un clavo ardiendo y me relató lo de las almorranas, lo del dolor de espalda, lo de las rodillas, lo de hacienda, lo de su sobrino, también peluquero, que se murio de un infarto con mi edad, aproximadamente, mientras le cortaba el pelo al del estanco, que había perdido a su esposa con 33 años quedándose solo con un hijo de 6 que se llamaba David y lo habían encontrado muerto en su habitación de sobredosis con 35 años no hacía ni 2 semanas...
El caso es que decidí que no se iba asalir con la suya y le dije que tenía que perdonarme pero no entendía nada de lo que me estaba diciendo. Se quedó callado y perplejo, esperando una explicación y luego retomó su mierda por donde la había dejado.
- Perdone, pero no entiendo nada de lo que me está diciendo-,voví a interrumpirle, mirándole con mis ojos muy pero que muy abiertos y una sonrisa enorma de oreja a oreja rayana en el paroxismo.
Se le veía como desilusionado. Me pagó, cogió su chaqueta y su gorra de jubilado y su bastoncito y se fue para no volver jamás.

lunes, 6 de diciembre de 2010

LA CHICA DE LA CURVA. UUUH!

Paré al autoestopista pese a que no era una mujer ni se parecía remotamente. Era un viejo no demasiado viejo que olía mal y yo jamás le hubiese parado si no fuera porque iba bebiendo de la botella y escuchando el Requiem de Mozart, imbuido de amor por todos los seres humanos de la tierra y también por los perros y los gatitos y las ardillas y los caracoles. De hecho, también hubiera recogido a un caracol si me hubiera indicado de alguna manera su intención de viajar en coche. El vino de la botella era de esos que ya no se hacen, que tienen en la botella unas estrellas en relieve y tapón de plástico, el célebre vino de "La Araña" del Cuarto de los Valles, que se embotella en Navelgas. El viejo no parecía hablador ni agradecido y me dio la impresión de que le disgustaba tener que viajar en un cuatro latas.
- Cuidado en esta curva-, me dijo, y por un momento pensé que iba a desaparecer como la chica de la curva . No sé si conocéis la leyenda, pero si ponéis "la autoestopista de la curva" en google seguro que os enteráis. Es una tarada que se sube en tu coche, te avisa de un tramo peligroso y luego se tira en marcha sin dejar rastro(creo que es así). Yo la llevé una vez pero no dijo nada de nada, ni tramo peligroso ni hostias. Tenía buen aspecto aunque la mirada un poco extraviada. Me pareció que estaba loca o catatónica y me dio mucho miedo así que empecé a frotarle el muslo con la mano derecha mientras sujetaba el volante con la otra, para relajarme. Tenía una falda cortita y los pelos del coño le salían de las bragas diez centímetros, a la muy cerda. Conseguí meterle un dedo en el coño pero estaba más seco que la cascara de un coco y del repelús que me dio di un volantazo que casi nos damos la hostia contra un árbol al salir de una curva cerrada.
-Pero...Me cago en la puta ¿Tú no eres la tarada que avisa de las curvas? A ver si estamos al tanto, cojones- Y le di un codazo en la boca para ver si espabilaba. Entonces va la muy subnormal y se tira del coche en marcha, como si le hubiera dado un arrebato o yo qué sé. "Joder, qué mala suerte, para una vez que cojo a la autoestopista de la curva y vaya mierda de numerito que me ha montado".
El viejito seguía calladito así que le expliqué mi experiencia con la chica de la curva y cómo me había decepcionado y al pobre no sé qué se le pasaría por la cabeza que me dijo que parara, que se bajaba allí, y se quedó de pie con cara de atontao en medio de la carretera. Pues la verdad que me dio cosa dejarlo allí porque se estaba haciendo de noche y no se veía más que monte.
En la imagen, una de cinco páginas con un viejo y un peluquero cabrón.

viernes, 3 de diciembre de 2010

¿HAS VISTO LO QUE ESTÁ LEYENDO LA COCHINA DE TU HIJA?

video

REGALA LOS SAPOS CIEGOS POR NAVIDÁ


Estas navidades podéis hacer regalos bonitos, inútiles y baratos, como es mi 2º libro de los sapos ciegos, que es el 1 porque el anterior era el 0. Tiene cosas muy asquerosas como Dangerous cagando, por ejemplo, pero también tiene chistes muy tiernos para leer en familia mientras los niños juegan a esas mierdas que juegan los niños o duermen la borrachera porque les habéis dado medio litro de champán para que dejen de tocar los cojones. No os recomiendo que se los deis a leer a ellos pero tampoco creo que su lectura a temprana edad sea más perniciosa que las putos enanitos de blancanieves o que el tarado de pocoyo y sus amigos subnormales.
Si lo compráis en los putos de venta :
-Librería Paradiso: C/ Merced 28. Gijón

-Bar Cucurrabucu: C/ San Bernardo 8.Gijón.

-Toma 3: Cine yCómic. San Agustín 12. Gijón

-Peluquería Javi Guerrero, C/ Azorín 12 Montevil, Gijón. Cuando queráis en horario de peluquería de caballeros.
Si lo compráis por correo a javiguerrero@javiguerrero.es os lleváis también un dibujo como el de la foto, pero sin enmarcar. ¿verdad que queda bonito enmarcado y que soy imbécil por regalar originales que tienen un valor incalculable para frikis y coleccionistas de arte con minúsculas.?DAROS PRISA QUE ESTÁN VOLANDO.

Ya puestos, también os podéis comprar el gran libro de la cinefilia, que es una perversión muy rara que se practica( supongo) en las butacas de los cines, pero mejor que os informe Xavier Agueda alias El Listo picando aquí . De todas formas, si tenéis que elegir, dejaros de perversiones raras y comprad lo mío.


SALUDITOS